Compartir
Publicidad

China vence a Corea del Sur en los Juegos Asiáticos y pone en tela de juicio su supremacía

China vence a Corea del Sur en los Juegos Asiáticos y pone en tela de juicio su supremacía
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy mismo ha terminado la competición de League of Legends en los Juegos Asiáticos. El Mahaka Square de Jarkarta, la capital de Indonesia ha presenciado desde el lunes la fase final de su torneo del MOBA de Riot Games. Como muchos esperaban, en el duelo por el título de campeón se enfrentaron Corea del Sur y China, las dos superpotencias del continente. Eso sí, la victoria china no parece el desenlace más augurado.

Tras una fase de grupos en la cual Lee "Faker" Sang-Hyeok y compañía firmaron un brillante balance de seis victorias y ninguna derrota que les permitió pasar con el primer puesto, precisamente en el mismo grupo en el cual China selló un 4-2. En las eliminatorias, China se deshizo de Taipei y Corea del Sur de Arabia Saudí para citarse en la final de esta mañana.

Tercer título consecutivo que China le quita a Corea

Corea acudió a la cita con una plantilla veterana (si omitimos a Kim "Kiin" Gi-in), como la botlane de GenG, en la cual no aparecen jugadores de Griffin. China, por su parte, puso toda la carne en el asador y se llevó a Jakarta a casi todas las estrellas posibles, Uzi incluido. Con un juego muy agresivo en los primeros compases de partida, China se llevó el primer mapa.

Quizás el mayor éxito de esa primera partida ganada para los chinos fue que obligaron a Corea a jugar en su terreno. El Kennen de Kiin y el Ryze de Faker no podían farmear tranquilos y escalar sus estadísticas ya que el jungla rival generaba una presión que les impedía contemporizar la partida.

Corea tomó nota y en el siguiente draft se hizo con grandes campeones a la hora de realizar escaramuzas como Galio, Kindred o Shen. Eso les permitió afrontar con mayores garantías peleas clave alrededor de objetivos neutrales (prueba de ello los cuatro dragones logrados) y poner un empate a 1-1 en el marcador.

China volvió a la senda de la victoria con un trío de control de masas envidiable. Gragas, Alistar y Ornn daban la oportunidad a Xayah y Kassadin de aplicar daño a placer, resultando en un balance de asesinatos de 4-17. En la cuarta y definitiva partida, Corea llevó durante muchos minutos el liderazgo en cuanto a muertes, pero el ritmo alocado volvió a imponerse, facilitando una victoria de China.

El estilo de juego coreano está en entredicho

Trasladando la sempiterna frase de Gary Lineker al League of Legends, nos queda algo así como: "LoL es deporte en el cual juegan cinco contra cinco, y siempre gana Corea." De siete Campeonatos Mundiales (seis si omitimos el primero en el cual no compitieron) cinco se han ido para Corea del Sur. Esa supremacía podría estar en peligro ya que en los últimos tres torneos en los cuales se han enfrentado equipos de estos países, los chinos han salido victoriosos en todos.

Tanto en el reciente Rift Rivals, donde la LPL venció por segunda ocasión consecutiva, como en el Mid Season Invitational donde el RNG de Jian "Uzi" Zi-Hao se impuso con autoridad. Si a esto le sumamos la caída en desgracia de un equipo legendario como SK Telecom T1 en la liga coreana, es posible que se avecine un cambio de paradigma en los próximos Worlds.

Chris "PapaSmithy" Smith, comentarista de la LCK para OGN, abrió un interesante debate en Twitter en el cual plantea que: "la forma óptima de jugar a League of Legends no es la misma que solía ser". Para él, la desaparición de un importante número de guardianes de visión con el adiós al cuchillo de furtivo y sus wards ha beneficiado el estilo de pelea constante de la región China frente al control y pausa de Corea. Habrá que ver si Worlds 2018 confirma o desmiente esta teoría.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio