Publicidad

Los esports no formarán parte de los Juegos Asiáticos de Hangzhou 2022

Los esports no formarán parte de los Juegos Asiáticos de Hangzhou 2022
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Los deportes electrónicos han sufrido un varapalo después de que el comité organizador de los Juegos Asiáticos de Hangzhou 2022 haya confirmado que los esports no formarán parte del evento. En realidad, la noticia ha llegado con una escueta nota oficial que especificaba cuáles serán los deportes incluidos en el evento sin ofrecer más detalles al respecto. Entre ellos no se encuentra alusión a ningún videojuego, ni si han sido tenidos en consideración o no.

A pesar de la información anunciada hace algunos días, en donde se hizo oficial la entrada de los esports como oficio reconocido en China, el organismo no ha determinado su inclusión en los Juegos Asiáticos. El Hangzhou Asian Games Comittee (HAGOC) ha actualizado la lista a través de un comunicado oficial del que se ha hecho eco Inven Global, tres nuevas disciplinas a las 34 ya acordadas, pero ninguna de ellas relacionada con los esports.

Una oportunidad perdida

Es una lástima ver cómo tampoco en el continente asiático se deciden a incluir a los deportes electrónicos dentro de eventos oficiales en los que tienen lugar modalidades de todo tipo. A menudo, los países orientales han servido como punta de lanza en la consecución de avances para la industria de los videojuegos y los esports, pero en esta ocasión no ha habido fortuna.

Entre los deportes seleccionados se encuentran los ya clásicos como atletismo, baloncesto, ciclismo, judo, fútbol o tenis; pero también otros como el bádminton, el ping pong, el boxeo o la hípica, uno de los ultimos añadidos para estos Juegos Asiáticos de Hangzhou 2022. En 2018 formaron parte del evento como deportes de demostración sin llegar a tener una categoría oficial para ellos.

Uno de los mayores problemas, es que este tipo de eventos se suelen coordinar y organizar con mucho tiempo previo para poder realizar los clasificatorios pertinentes y dar el margen suficiente a los deportistas para que se preparen. Con la negativa a incluir a los esports dentro del evento, todo apunta a que se escapa la última oportunidad para verlos formar parte de una competición de esta talla, más allá de los Juegos del Sudeste Asiatico, en el futuro cercano. Quizás en 2026, en Nagoya, gocen -esta vez sí- de una oportunidad junto a los deportes tradicionales.

Imagen vía IC

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir