Publicidad

Las bromas hacia la falta de novedades en Apex Legends dan de bruces con un desarrollador que pide respeto por su trabajo

Las bromas hacia la falta de novedades en Apex Legends dan de bruces con un desarrollador que pide respeto por su trabajo
1 comentario

Publicidad

Publicidad

Hay un refrán en castellano que dice así: “Entre broma y broma, la verdad asoma”. En este caso, la broma no ocultaba nada, de hecho no podía ser más evidente y denotaba la falta de novedades en Apex Legends. Sin embargo, un desarrollador del battle royale, cansado de estos comentarios ha salido al paso pidiendo un poco de respeto por su trabajo.

El caso es que la marca KFC Gaming había hecho una broma con un meme habitual en internet y el plan parecía claro: lanzar una pequeña puya, ganar unos cuantos retuits y todos contentos. No obstante, el contexto importa, siempre lo hace. Y estamos en una época en la que están saliendo cada vez más noticias sobre empresas de videojuegos que explotan a sus trabajadores con jornadas maratonianas sin casi días libres. Sí, en Epic Games también.

Un mal momento para Apex Legends

El problema no reside en la broma por sí misma, ni mucho menos. Lo que pasa es que ni a Apex Legends, ni a ningún otro juego, se le pediría tanto si Fortnite no hubiera estado publicando contenido nuevo casi cada semana. Pero claro, todas esas novedades no venían de un generador de ideas y de un botón que mágicamente introducía el elemento en el juego. Detrás había horas y horas de trabajo, sobrepasando holgadamente una jornada normal.

Ante esta situación, no parece sorprendente que Rayme Vinson, desarrollador de Apex Legends, haya salido a la palestra pidiendo un poco de respeto hacia su juego y su trabajo. En el tuit de respuesta que ha publicado ha hecho referencia a los productos cocinados por KFC con juegos de palabras en referencia al crunch (término con el que se llama en Norteamérica a realizar muchas más horas de las establecidas por contrato).

Apex Legends 2

Evidentemente, esto no habría pasado –seguramente- de no ser porque la audiencia de Apex Legends ha caído mucho. En realidad, es difícil de cuantificar ya que ningún juego tiene sus estadísticas públicas. Sin embargo, durante el auge del battle royale de EA –cuando anunciaron los 10 y los 50 millones de jugadores- el juego comandaba Twitch. Ahora no está ni entre los 10 más vistos. Por lo que la sombra de la sospecha planea ineludible.

Las críticas hacia Apex Legends se han producido casi desde el primer momento, transcurrido un mes desde su publicación ya había gente demandando contenido nuevo, y es que es fácil olvidar que detrás hay cientos de trabajadores. Cada marca tiene sus estrategias y sus planes de lanzamiento, y lo único que conseguimos los usuarios –nosotros- con las críticas es perjudicar a los trabajadores de Apex Legends: el eslabón más débil de la cadena.

Imagen vía EA

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir