Compartir
Publicidad

Blizzard obliga a Toronto Esports a quitar el nombre de la ciudad canadiense por "derechos exclusivos" dentro de Overwatch

Blizzard obliga a Toronto Esports a quitar el nombre de la ciudad canadiense por "derechos exclusivos" dentro de Overwatch
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Blizzard ha informado a Toronto Esports de la necesidad de quitar el nombre de la ciudad canadiense de la organización. La desarrolladora de Overwatch no se ha andado con tonterías y ha obligado, según el propio equipo, a eliminar la denominación alegando que Toronto Defiant tiene los derechos “exclusivos”. La entidad ha reaccionado abandonando la disciplina de manera inmediata.

Toronto Esports, que existía de manera previa a la creación de Toronto Defiant, iba a participar en el segundo nivel competitivo más importante del juego de Blizzard: Overwatch Contenders. Al conocer la noticia, la organización ha decidido poner fin a sus relaciones con la desarrolladora y ha tomado la decisión de abandonar la plaza. Al mismo tiempo, la entidad ha aprovechado la situación para reafirmar su apuesta por Fortnite y CS:GO.

"Sentimos que están actuando de manera incompetente"

Los jugadores que iban a competir con el conjunto canadiense estaban bajo contrato con Boston Uprising, equipo de Overwatch League, y Chris “HuK” Loranger –presidente de gaming de la franquicia- ha confirmado que buscarán una nueva marca con la que competir. Al menos, los jugadores no perderán la oportunidad de formar parte de la siguiente temporada competitiva, a priori.

Toronto Esports ha preguntado a Blizzard sobre la firmeza de sus decisión pero no han dudado en criticar, en el mismo mensaje, las prácticas que la desarrolladora están llevando a cabo en las competición de segundo nivel de Overwatch: "Sentimos que están actuando de manera incompetente a la hora de desarrollar un ecosistema apropiado de talento en el tier 2". Esta es una crítica que se ha realizado desde varios sectores de la comunidad, también por parte de Jose Antonio "BromaS" Ramos, exjugador profesional y actual director deportivo de Team Heretics.

El movimiento por parte de Blizzard tiene algunas luces y sombras. Por un lado, es evidente que la desarrolladora ha optado por dar prioridad a Toronto Defiant, un equipo que ha pagado varios millones de dólares para estar en Overwatch League. Por el otro, la decisión de obligar a Toronto Esports a remodelar su nombre es lícita, en cuanto a que son los dueños últimos de la liga y todas sus competiciones, pero resulta un gesto feo para una entidad que ha estado presente desde 2016 en la escena.

Imagen vía Toronto Esports

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio