Publicidad

Origen y Rogue logran sus victorias más importantes de la temporada con dos campeones fuera del meta

Origen y Rogue logran sus victorias más importantes de la temporada con dos campeones fuera del meta
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Ayer concluyó la primera jornada de la segunda vuelta de la League of Legends European Championship (LEC). Tras unos primeros nueve días de competición con la dominación del G2 Esports más galáctico de la historia y la caída en desgracia de Fnatic tras su final de Worlds, este paso del ecuador en la temporada regular ha hecho que dos equipos logren resultados sorprendentes basados en el uso de un par de campeones fuera del metajuego.

El parche 9.3 parece haber animado a usar composiciones con un mayor peso de campeones de late y tiradores con itemizaciones de ataques críticos. Parece ser más viable que antes el buscar que las partidas tarden más en acabarse, pero tanto Rogue como Origen sorprendieron a Misfits y G2 Esports con dos personajes completamente outsiders como Pantheon y Zed.

Los roguetianos se convierten en espartanos

Rogue realizó cambios esta pasada semana a su plantilla tras una primera mitad de temporada tan mala como reflejaba el 0-9 previo a su encuentro frente a Misfits. Pocos confiaban en su remake de Roccat, y en vista de sus derrotas, por algo era. Sin embargo, la llegada de Finn "Finn" Wiestål y Oskar "Vander" Bogdan merecía, cuanto menos, el beneficio de la duda.

También es cierto que Misfits ya no es ese equipo que maravilló durante las dos primeras semanas de competición. Nubar "Maxlore" Sarafian está lejos de ser el jungla dominante de ese tramo de LEC y la comunicación con Kang "GorillA" Beom-hyeon parece haber ido a peor de manera inexplicable. De esos problemas de comunicación se quiso aprovechar Rogue gracias a un ritmo de juego acelerado que pudiera pillar a contrapié a Misfits.

Y ahí fue capital el papel de Pantheon. Mateusz "Kikis" Szkudlarek, que hace tiempo nos habituó a elecciones particulares como Shaco, y recientemente nos mostró una Poppy jungla olvidable, volvió a demostrar su champion pool. Con el espartano fue clave en las tres primeras kills de la partida y gracias a sus definitivas pudo imprimir el ritmo elevado que necesitaba su equipo para conseguir la primera victoria de la temporada.

Hace falta tener valor para jugar Zed frente a Caps

"Vi que mi equipo tenía poco daño físico y que estaban banneados Jayce, Yasuo y Urgot, así que dije que podía jugar Zed", con esa tranquilidad reveló Erlend "Nukeduck" Holm lo improvisado del plan de Origen. No le intimidó que delante de él estuviera Rasmus "Caps" Winther y un G2 que aspiraba a hacer la temporada perfecta; de hecho dejó una primera sangre para el recuerdo.

Para ser una composición improvisada, la suma de Zed y Karthus fue clave para que un G2 sin prioridad en línea tuviera que ceder terreno frente a un Origen hiperagresivo. El pokeo desde lejos de Ezreal permitía que Kennen y Rakan iniciaran, mientras Nukeduck se sumergía en las líneas enemigas para dejar a rango de una definitiva de Karthus uno o dos asesinatos.

Por primera vez en toda la temporada se vieron las costuras de un G2 que no supo responder al elevado tempo de Origen. Eso sí, sólo hace falta tener los bemoles de sorprender a los de Carlos "Ocelote" Rodríguez con unos campeones aún más estrafalarios que los que suelen usar ellos y un planteamiento agresivo.

Foto de lolesports.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir