Compartir
Publicidad

Esta edición del Allstar no ha convencido ni a los propios jugadores

Esta edición del Allstar no ha convencido ni a los propios jugadores
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Allstar es el evento que pone punto y final a la competición internacional del League of Legends. Se trata de un evento donde los mejores jugadores de cada región, seleccionados por los aficionados, van a competir todos contra todos para el disfrute de los aficionados.

La idea de esta competición es copiar el más puro estilo del baloncesto y convertirlo en un show para los aficionados, donde los jugadores puedan disfrutar del juego sin tener la presión que se siente a la hora de competir.

Pues bien, en esta edición no ha pasado ni una cosa, ni la otra. Los aficionados han terminado bastante quemados con partidas eternas con bastante poca acción, en la final vivimos partidas más de 50 minutos duración, como la terecera partida de la final que llegó a durar 80 minutos.

Por otro lado, los jugadores no han podido disfrutar como otros años. El formato de región contra región hacia que existiera una presión extra hacia los jugadores por defender el “orgullo” de los aficionados que les habían elegido.

Más show y menos competición

Kim " PraY " Jong-in, el ADC de Longzhu, fue bastante claro durante una entrevista posterior a uno de los partidos del Allstar. "Ya no es el festival que solía ser, sino una continuación de los Worlds. Es muy estresante, estoy jugando con compañeros de equipo que nunca antes había jugado, y sin embargo existe la presión de no perder un partido".

En esa línea iban las declaraciones de Rekkles. Una vez terminado el Allstar, el jugador de Fnatic decidió comentar en su Facebook personal lo que le había parecido la edición de este año.

El ADC fue bastante claro en sus comentarios, afirmando que el Allstar 2017 no había sido tan bueno como hubieran esperado. Para Rekkles esta edición ha carecido completamente de la parte divertida y menos formal que habían caracterizado a este evento años atrás, sentimiento que también se encuentra entre los aficionados.

Precisamente estos dos jugadores protagonizaron el momento más cómico de todo el Allstar cuando se enfretaron en los 1vs1 jugando Garen contra Garen, duelo que se terminó llevando Pray.

Es una presión extra para los jugadores

“En realidad, tratar de ganar los partidos y tratar sacar composiciones compensadas hizo que las cosas fueran más aburridas de lo que hubieran sido de otra manera. La oportunidad sacar algo como Kennen o Vayne no aparece muy a menudo”, aseguró el tirador sueco.

Este sentimiento también se ha transmitido a los aficionados. Después cientos de partidas entre LCS EU, LCS NA, MSI, LCK, Worlds… con un meta caracterizado por tanques en la calle superior y en la jungla, se agradecía ver algo mucho más divertido como ocurrió en 2016 con ese Garen mid de xPeke matando a Faker.

En definitiva, Riot ha pensado un formato algo más competitivo, cosa que está muy bien, pero debe intentar hacer ver a los jugadores que se trata de una competición para fomentar el show y el espectáculo, donde la victoria carece de importancia.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio