Compartir
Publicidad
La guerra entre equipos y ligas de esports ha comenzado y promete ser larga
Ligas y competiciones de esports

La guerra entre equipos y ligas de esports ha comenzado y promete ser larga

Publicidad
Publicidad

Hace unas horas el panorama competitivo estadounidense de 'Counter-Strike' ha estallado con una revuelta en la que varios jugadores del popular juego de Valve han llamado a las armas a sus seguidores para luchar contra la PEA, la Asociación Profesional de Esports que iniciará su propia liga en enero de 2017.

Lo han hecho con una carta abierta a fans, periodistas, miembros de la industria y dirigentes de las ligas, en la que declaran que su asociación con la PEA podría limitar su participación en otras competiciones como la ESL Pro League por culpa de un contrato de exclusividad. Sí tú también te has perdido en esta maraña de documentos y cruces de declaraciones, aquí tienes un FAQ que te aclarará la situación.

¿Qué es la PEA?

Presentada el pasado mes de septiembre como la NBA de los eSports, la Professional Esports Association se anunció como una liga controlada por los propios equipos. Su primer campeonato oficial estaría dedicado a 'Counter-Strike' y contaría con un premio total de un mínimo de un millón de dólares en su año inaugural.

¿Quienes forman la PEA?

La liga está comandada por Jason Katz, como presidente, y siete de los principales equipos del panorama norteamericano: Team SoloMid, Cloud9, Team Liquid, Counter Logic Gaming, Immortals, NRG eSports y compLexity Gaming.

¿Con qué objetivos nació esta organización?

Su creación se anunció como una forma de garantizar una asociación en la que sus integrantes podrían asegurar su futuro a base de tomar sus propias decisiones y compartir beneficios. Esto suponía un cambio radical en el mundo de los eSports, donde lo que ocurre con otras ligas es que son sus responsables los que marcan el futuro de la competición, entregan premios a los equipos y obtienen sus propios beneficios.

¿Qué ha ocurrido entre los equipos y la PEA?

De la mano de Scott "SirScoots" Smith, jugador y organizador de eventos, los jugadores de Cloud9, Counter Logic Gaming, Immortals, Team Liquid y Team SoloMid, han publicado una carta en la que se afirma que la PEA, como organización de la que son miembros, podría prohibirles la participación en otros torneos para que sus equipos sólo puedan jugar la liga de la PEA.

¿Quienes firman la carta?

Los jugadores que firman la carta e invitan a otros a hacer lo propio son:

Cloud9

  • Jordan “n0thing” Gilbert
  • Michael “shroud” Grzesiek
  • Tyler “Skadoodle” Latham
  • Timothy “autimatic” Ta
  • Jake “Stewie2k” Yip

Counter Logic Gaming

  • Ethan “nahtE” Arnold
  • James “hazed” Cobb
  • Stephen “reltuC” Cutler
  • Kenneth “koosta” Suen
  • Yassine “Subroza” Taoufik

Immortals

  • Ricardo “boltz” Prass
  • João “felps” Vasconcellos
  • Henrique “HEN1” Teles
  • Lucas “LUCAS1” Teles
  • Lucas “steel” Lopes

Team Liquid

  • Nicholas “nitr0” Cannella
  • Jonathan “EliGE” Jablonowski
  • Spencer “Hiko” Martin
  • Joshua “jdm64” Marzano
  • Jacob “Pimp” Winneche

Team SoloMid

  • Sean “sgares” Gares
  • Shahzeb “ShahZaM” Khan
  • Hunter “SicK” Mims
  • Russel “Twistzz” Van Dulken
  • Skyler “Relyks” Weaver

¿Cómo se ha llegado a esta situación?

Al parecer, y siempre según lo que relatan los jugadores en dicha carta, la creación de la PEA y la asociación entre equipos y Jason Katz, se realizó a espaldas de los jugadores por parte de los propietarios de los equipos. Desde entonces esa supuesta transparencia de la que hacía gala la organización ha quedado en un segundo plano, quedando los jugadores de sus principales equipos a merced de lo que sus propietarios y el fundador de la PEA decidiesen.

¿Por qué no podrían jugar la EPL?

Según se les ha comunicado a los jugadores, los propietarios de los equipos firmaron un contrato de exclusividad al asociarse en el que la PEA decidiría qué competiciones podrían o no podrían jugar. Las negociaciones entre la EPL y PEA para cuadrar calendarios y alcanzar un punto en el que ambas organizaciones salgan beneficiadas no han llegado a buen puerto y, según afirma, la PEA incluso ha rechazado la oferta de la EPL de compartir sus propios beneficios.

¿Qué pueden hacer los equipos para evitarlo?

A priori y de ser cierto todo lo que se comenta en la carta, nada. Su única opción es conseguir que propietarios y PEA cambien de opinión a base de invitar a sus fans a boicotear la competición para forzar un acuerdo, pero haciéndolo también estarían disparándose en el pie porque del éxito de la PEA también depende el suyo propio.

¿Por qué la PEA demanda una exclusividad a la hora de jugar?

Básicamente porque esto no deja de ser un negocio y la PEA tiene ahora en su poder a los tres mejores equipos estadounidenses de 'Counter-Strike, lo que les asegura una base de espectadores muy sólida y un gran aliciente para cerrar acuerdos de publicidad y promoción.

¿Supone esto el inicio de una guerra entre ligas?

El problema de la superpoblación de torneos no es nuevo. Para los equipos es una herramienta ideal ya que tienen muchos entre los que escoger y, alzándose con la victoria en varios de ellos, pueden acceder a premios que mantengan su estatus y economía.

Para los torneos, en cambio, el hecho de que un fan pueda ver a su equipo favorito jugar en distintas ligas resta importancia a ver este u este otro partido, al fin y al cabo mañana volverán a jugar y dará igual que no se haya visto parte de la competición.

Así, gozar de un acuerdo de exclusividad en el que los fans de un equipo tengan que acudir sí o sí a una retransmisión para ver jugar a sus favoritos parece un bocado demasiado goloso para los ingresos publicitarios de una liga, pero tanto espectadores como jugadores salen perdiendo.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio