Compartir
Publicidad
Charlamos con Sekiam y PokeAlex: "Me gustaría que Fortnite le abriera los ojos a The Pokémon Company"
Entrevistas

Charlamos con Sekiam y PokeAlex: "Me gustaría que Fortnite le abriera los ojos a The Pokémon Company"

Publicidad
Publicidad

Los que nacimos en los 90 bien podíamos ser llamada la generación Pokémon. Tanto la serie, como los videojuegos basados en ese universo de monstruos coleccionables desembarcaron entonces en el imaginario colectivo hasta convertirse en una carpeta más dentro del enorme archivo de contenidos globales que conforma la cultura popular. Es por ello que pasan y pasan los años, y no dejamos de pensar en esas criaturas. Forman parte de nosotros.

Puede que el término esports sea muy reciente, pero las competiciones basadas en los cartuchos de Pokémon son tan antiguas como dichos juegos. Mientras quienes guarden recuerdo de los primeros títulos o simplemente pasen el rato tirando pokéballs con Pokémon GO, existen jugadores profesionales que dedican muchas horas de su vida a criar a sus bestias y a luchar con ellas.

Quienes saben mucho de competir en los torneos virtuales de Pokémon son Miguel "Sekiam" Martí y Alex "PokeAlex" Gómez. Allí compitieron en el Pokémon Special Championship que acogió la DreamHack Valencia durante este pasado fin de semana, logrando un insuficiente 5-3 en el suizo y un Top 8, respectivamente. Con ambos tuvimos la oportunidad de charlar sobre el estado actual de la escena, el futuro de la marca y esta misma competición.

La comunidad sigue amando a esos pequeños monstruos

Ambos son, además de jugadores con varios títulos importantes en su haber, creadores de contenido mediante sus canales de Youtube. Los cientos de vídeos subidos a la plataforma evidencian su pasión por el juego y la saga Pokémon más allá de la mera competición. Y ellos tienen claro que a la gente le sigue gustando ver contenido sobre Pokémon.

"La gente sigue el contenido, pero además pueden jugar a Pokémon todo el año... Una generación que lleva ya dos años y no se cansan. Pokémon no es una moda, es algo estable desde hace mucho tiempo", comenta Sekiam sobre la comunidad alrededor de VGC, aunque Álex concreta que "cuando sale un juego nuevo sube muchísimo la audiencia".

Les comento que suelo comparar mucho Pokémon con Hearthstone a causa de ese formato de fase suiza y posteriores eliminatorias por el título con un torneo, además de compartir un factor suerte bastante importante, una comparación que a Sekiam le parece acertada: "Para mí hay tres tipos de suerte: el evidente de los ataques críticos o los efectos como envenenar, la del enfrentamiento puro y la de quienes te tocan en el suizo. Por ejemplo mi primer partido fue contra Álex y, aunque es complicado porque es muy bueno, quizás prefiera jugar contra él porque al menos se lo que me voy a encontrar".

Y es que del equipo que lleven los jugadores a cada torneo depende gran parte de su rendimiento. Criar un Pokémon de la manera correcta y con los ataques necesarios conlleva muchas horas de trabajo, pero aún así cada jugador se toma esa selección de equipo de una manera distinta. Mientras Sekiam nos confiesa que él necesita "trillar mucho un equipo antes de competir con él", Álex dice que conoce a mucha gente que el día anterior a un torneo copia la alineación de otro profesional y se adapta a ella.

Ahí entra un factor muy importante y que también comparte Pokémon con el Hearthstone. Es común que algunos jugadores se apoyen en otros a la hora de confeccionar su alineación y uno de ellos es el propio Sekiam: "Me gusta hacer un equipo con tiempo y teniendo en cuenta la opinión de otros jugadores con los que tengo amistad". Es importante contar con más ojos observando, ya que "no hay un equipo perfecto en Pokémon", según comenta Álex.

Del total de seis monstruos que lleva cada uno de los jugadores de un torneo, usa únicamente cuatro en cada enfrentamiento. Con cientos y cientos de Pokémons disponibles y varios arquetipos para cada uno, el número de opciones es mareante. De hecho, Pokémon no tiene parches bisemanales como el League of Legends o cambios de temporada como Fortnite. Cada juego es inmóvil con la salvedad del bloqueo para la competición de ciertas criaturas demasiado potentes como los legendarios.

Esto motiva que cada región e incluso cada torneo desarrolle un metajuego propio, tal y como nos comentó Sekiam: "Japón al jugar al mejor de uno, motiva la sorpresa y hace que sus jugadores tengan elecciones muy raras, mientras que en Europa y Norteamérica buscamos más solidez", algo a lo que Alex añade que "aquí también necesitas esas sorpresas y juegas con ellas en la selección de los cuatro Pokémon que pelearán".

Una competición de nivel europeo sin streaming

Dreamhack Valencia En una sala enfrente del camping de la Zona Lan de DreamHack Valencia se disputaron los torneos VGC y TGC de Pokémon.

La escena competitiva de Pokémon cuenta con unos jugadores entregados, pero que no parecen estar correspondidos por la compañía que organiza los torneos. A diferencia de Smash Bros. o Splatoon, las competiciones basadas en la saga de Pikachu no dependen directamente de Nintendo (de quien los jugadores tienen constancia que ha querido hacer cosas), si no de un ente relativamente externo como es The Pokémon Company. Además, no sólo lleva el llamado VGC, si no que el juego de cartas coleccionables comparte circuito con los títulos de 3DS.

El Special Event disputado en la DreamHack de Valencia, en el cual venció Eric "Riopaser" Ríos, se jugó en una pequeña sala alejada de la Zona Esports del evento, sin un streaming del mismo para seguir la acción desde casa. Tanto Alex como Sekiam no ponen paños calientes y afirman que la comunidad VGC "está flojilla, de vacas flacas". El propio Miguel se aventura a aportar una explicación: "Yo creo que TPC ve estas competiciones como una promoción, pero una promoción de lo que más dinero da y eso es el juego de cartas".

Según nos han comentado varios jugadores de la variante de cartas asistentes a DreamHack Valencia, una baraja competitiva de TGC podría llegar a costar cerca de 200 euros. "Nosotros llevamos con la misma consola y el mismo juego desde hace dos años, mínimo, mientras que los de TGC no dejan de comprar sobres de las nuevas colecciones", comenta Sekiam.

Wolfey Twit en el cual el reconocido jugador de VGC Wolfey ironiza sobre el ascenso del precio de la entrada en los torneos.

La sensación dentro de la comunidad del videojuego es que se sacrifica el potencial como esport de VGC a cambio de visibilidad para TGC. No todo es tan inmóvil ya que The Pokémon Company ha realizado algún cambio a la escena, aunque no han satisfecho a los jugadores: "Ellos ven las quejas y lo que han hecho es aumentar los premios para los mejores clasificados en los premios; eso sí, a cambio de aumentar el coste de la inscripción hasta 50 euros en los torneos más importantes", reflexionan ambos sobre una medida que podría acabar con los jugadores casuales, "la base de la pirámide".

Con cierto tono de pesadumbre, tanto Álex como Miguel están de acuerdo en que lo que necesita la escena y The Pokémon Company es una persona joven con experiencia en los esports y conocimiento de dicha industria de cara al futuro. "No es cuestión de dinero, es de voluntad y mentalidad. Merece la pena intentarlo, porque siempre podemos volver atrás. Hemos demostrado ser fieles y querer al juego". me aseguran.

Una nueva cara que no obligue a los jugadores a deshacerse de sus camisetas del equipo en el cual militan, tal y como hace TPC en la actualidad, si no que incentive a esos equipos a colaborar en la creación de una escena de Pokémon potente. Sekiam incluso llego a comentar durante la charla que la camiseta que llevaba puesta (la misma que la de la foto de portada y ni siquiera es la oficial de Vodafone Giants) no podría aparecer en un streaming oficial de un campeonato de Pokémon.

Let's Go y la nueva generación son las esperanzas

Pokemons Let's Go Eevee/Pikachu, el remake de Pokémon Amarillo para Switch puede ser una gran puerta de entrada para nuevos jugadores.

No todo va a ser pesimismo. Aunque muchos jugadores son negativos respecto al próximo título de la saga, Let's Go Eevee/Pikachu, a causa de su simpleza y target infantil, ese no es el caso de Sekiam y Álex. Ambos consideran que puede ser una puerta de entrada interesante para nuevos jugadores y que cuando salga la nueva generación, ya en 2019, se pueda hacer un reset de la comunidad y todo lo que la rodea.

"Mi esperanza es que el jugador casual esté contento con Let's Go y que a los hardcore nos toque celebrar la llegada de la nueva generación", se sincera Sekiam. Sin embargo, Alex no es tan positivo y tilda de "atraso" a nivel competitivo esta nueva apuesta de TPC, la cual será la primera incursión de Pokémon en Switch.

Las ideas sobrevuelan en ese momento el salón que compartíamos y les hice ver la posibilidad de que Let's Go albergara una serie de torneos vanilla con influencers y jugadores profesionales. Ambos están de acuerdo en que una competición de ese estilo serviría para dar visibilidad a la escena competitiva ya que tanto nostálgicos del juego como nuevos usuarios podrían ver un torneo con los 150 Pokémon primigenios.

Entender la competición como un show, al estilo Fortnite es algo que sería positivo según ambos: "Me gustaría que Fornite les abriera los ojos, ya que sus competiciones se están profesionalizando desde la comunidad, algo que podría hacer perfectamente Pokémon, que es una de las sagas con más jugadores de la historia", me cuenta Sekiam.

La ilusión con la que hablan ambos a poco que se les indica el camino y se les alumbra la salida refleja que todo lo negativo que comentan, no es por odio a Pokémon o a la gente que lo desarrolla, si no que de ese cariño tan profundo nace la necesidad de intentar cambiar lo que consideran que está mal. Os aseguro que ver Álex y Sekiam despedirse de la charla con un resignado "Aquí seguiremos, a ver cuanto más duramos", duele.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos